agosto 4, 2021

Diario el Analísta

Mundo de las noticias en español

VIDEO: El proyecto UFSM reconstruye el centro de tortura de la dictadura argentina – Educación

Foto: Reproducción

El proceso dictatorial que afectó a Brasil en el último siglo se ha vivido en otros países latinoamericanos, aunque cada uno tiene sus propias características. De diferentes formas, la memoria intenta perpetuarse. A veces con menos intensidad de la debida, como en el caso brasileño. En un proyecto que busca dar vida a la historia, la profesora de la Universidad Federal de Santa María (UFSM) Virginia Vecchioli lideró la reconstrucción del El Campito, un campo de detención argentino que sirvió al régimen dictatorial entre 1976 y 1978.


El registro de enem se extiende hasta el 14 de julio

La reconstrucción en línea comenzó en 2015 y se hizo pública tres años después. El trabajo es una unión interdisciplinar. Además de Virginia, participaron antropólogos, sociólogos y museólogos de la Universidad Nacional General Sarmiento y el equipo digital Huella, grupo de especialistas en informática y diseño de imagen audiovisual, vinculado a la Facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo (FADU) de la Universidad de Buenos Aires (UBA)).

CÓMO SE HIZO
El campo ya había sido destruido cuando comenzó el proyecto. El primer borrador se elaboró ​​a partir de un análisis forense. Luego se presentó el material a los sobrevivientes, quienes corrigieron los errores en base a la memoria. Si bien se estima que hasta 5,000 personas han pasado por el sitio, solo unas 25 son sobrevivientes.

– Los supervivientes nunca formaron una asociación civil. Los contactos fueron facilitados por los abogados del Ministerio Público (resultado de los juicios contra la dictadura) que tenían vínculos con ellos. Entrevistamos a cinco. Una cosa que realmente nos gustó y que no habíamos planeado fue que les facilitamos que se volvieran a ver. Y se creó una asociación de supervivientes. Son personas muy activas, de 80 años – dice.

READ  10 gringos que llegaron al Corinthians, pero no lo lograron

O El Campito ya reconstruido sirvió de prueba en el denominado “megaproceso de Campo de Mayo” en el Juzgado Federal de lo Penal 1. Lo presentado en el software convergía en los informes. El proceso investiga crímenes de lesa humanidad cometidos por la dictadura cívico-militar argentina.

Experto da consejos para controlar el nerviosismo en preparación para Enem

PIE DE NOCHE KISS
La misma tecnología se puede utilizar en recreaciones de crímenes y tragedias, como el club nocturno Kiss. En el jurado, por ejemplo, esto se combinaría con el testimonio del sobreviviente, que podría indicar dónde se encontraba el 27 de enero de 2013.

– Uno de los intereses es la posibilidad de que el sobreviviente testifique y muestre, al mismo tiempo, el espacio en el que se encontraba. Los detalles y la secuencia de lo que se experimentó son ejemplos.

Ya se está construyendo un memorial de Kiss en línea, que también presenta a Virginia. Aún no tiene fecha de lanzamiento, pero se puede ver en el sitio web. El objetivo de los dos proyectos es perpetuar la memoria de los hechos.

– Los jóvenes conocen mejor estos instrumentos que una visita al museo. Una de las ventajas es el acercamiento de hechos destacables a las nuevas generaciones. Incluso si en el futuro hay un memorial donde funcionó El Campito, lo virtual traspasa fronteras – explica el docente sobre las perspectivas pedagógicas del proyecto.

La dictadura cívico-militar argentina comenzó en 1976, cuando un golpe derrocó a la presidenta María Estela Martínez de Perón. Durante el período de vigencia del “proceso de reorganización nacional”, las fuerzas armadas tomaron el control del país. Après la défaite de la guerre des Malvinas en 1982, le régime a accepté des élections générales à la mi-1983, et le premier président Raúl Alfonsín a pris ses fonctions le 10 décembre de la même année, la même date que la Journée internationale des derechos del hombre.

READ  ¡Qué absurdo! Turistas no pueden fotografiar Garganta del Diablo en Cataratas Argentina