junio 28, 2022

Diario el Analísta

Mundo de las noticias en español

Una madre de 50 años dice: «Paso más tiempo jugando con ellos que ignorándolos y pegándome a mi teléfono celular».

Juega Facebook, DR

Enviar Epton Intenté quedar embarazada durante casi 11 años y no lo consiguió. Después de 23 tratamientos de fertilidad y tres abortos espontáneos, la mujer finalmente dio a luz a mellizos. Chloe mi FreyaAhora tienen tres años y viven en Sydney, Australia.

«Comencé el tratamiento cuando tenía 39 años porque siempre había soñado con tener una familia. Había estado saliendo durante más de 10 años, pero siempre sentí esa presión porque todavía quería tener hijos»., Explicado, citado Correo diario.

Monta pudo concebir a sus hijos a través de la fertilización con vidrio solo por un donante de esperma y una donante de óvulos, pero gastó más de 47.000 euros para hacer realidad su sueño. «Empecé a gastar mis ahorros en clínicas de fertilidad. Un médico de la clínica me recomendó y me dijo que tenía que aceptar el hecho de que no tendría hijos a los 43 años»., Él recordó.

«A veces quería renunciar a una parte de mí, pero quería tener mis propios hijos», Menciona los numerosos tratamientos a los que ha de someterse y los abortos espontáneos que ha tenido. «Pensé en la adopción, pero la lista de espera era de siete años y las mujeres solteras estaban al final de la lista»., Añadió.

Fue entonces, por recomendación de un amigo, que Manda visitó Cape Fertility en Sudáfrica. Respecto al proceso de selección de donantes, la mujer dijo: «Tengo cabello rubio y ojos azules, así que elegí un donante de óvulos guapo de Sudáfrica y comencé a buscar un donante de esperma, y ​​finalmente elegí uno de Dinamarca. Gasté 9,649 euros e intercambié dos embriones. Realmente quería que uno de ellos ganar.»

Se convirtió en madre por primera vez a los 50 años.

Cuando regresó a casa, Manda tuvo una sorpresa que cambiaría su vida para siempre. «Hice una prueba de embarazo y estaba preocupada por tener otro aborto espontáneo, pero los buenos ojos casi salieron cuando la mujer dijo que tenía dos hijos»., Recordado.

READ  SIC Girl | El profesor va descalzo para sacar al alumno su diploma: "Le di mis zapatos, son dos tallas más grandes"

Chloe y Freya nacieron en agosto de 2018 por cesárea. “Durante los primeros cinco meses de embarazo estuve muy mal, vomité, tenía muchas agujas para ayudarme porque era una mujer mayor, pero mis dos hijas salieron muy felices y sanas”., Resaltado.

Cuando se le pregunta si tiene más de 50 años, Manda dice que tiene muchos beneficios. «A los 54, soy un poco más inteligente, no tan confundido tecnológicamente como mis padres más jóvenes. Así que paso más tiempo jugando con ellos en el parque y haciendo cosas divertidas que ignorándolos. Ellos y yo nos quedamos atascados en mi teléfono celular»., Aclarado.