abril 15, 2024

Diario el Analísta

Mundo de las noticias en español

El acercamiento entre Cuba y Brasil puede consolidar la posición de Brasil como líder regional – Jornal da USP

El acercamiento entre Cuba y Brasil puede consolidar la posición de Brasil como líder regional – Jornal da USP

La embajada de Brasil en La Habana deberá recibir a Christian Vargas, cita ya aceptada por Cuba; el país insular siempre ha sido un símbolo antiimperialista y antiestadounidense

Por Julia Estaislau

El panorama de las relaciones Brasil-Cuba estuvo muy marcado por el período de la Guerra Fría – Foto: Freepik

El diplomático Christian Vargas ha sido confirmado como embajador de Brasil en La Habana, Cuba. Ya ha recibido el DE ACUERDO, lo que significa que Cuba ha aceptado la nominación. El candidato presidencial Luiz Inácio Lula da Silva se desempeñó anteriormente como jefe del Consejo Asesor Internacional del Ministerio de Minas y Energía bajo el gobierno de Bolsonaro y estuvo de viaje en Arabia Saudita con Bento Albuquerque, un exministro en cartera. Este indicio y esta aceptación no han pasado desapercibidos ya que, desde 2016, las relaciones entre ambos países se han tensado. Bajo el gobierno de Bolsonaro, las relaciones también continuaron de esta manera, principalmente por la distancia ideológica entre los dos gobiernos.

Pedro Feliu Ribeiro: DCP USP

“El elemento central fue la destitución de Dilma, que no fue reconocida por el gobierno cubano y por ello, en 2016, el nombramiento que le hizo el expresidente Michel Temer a la Embajada de Brasil en La Habana no fue aceptado por el gobierno cubano, paralizando , digamos, este proceso formal de nombramiento de un embajador”, explica Pedro Feliú Ribeiro, profesor del Instituto de Relaciones Internacionales de la Universidad de São Paulo.

Aún con relaciones diplomáticas tensas, las relaciones comerciales con la Isla aumentaron 60,3% en 2022, alcanzando un superávit de $287,2 millones, según datos de ComexVis. “El punto de vista de las relaciones comerciales entre los dos países es irrelevante. Es mucho más relevante desde el punto de vista político, desde el punto de vista simbólico y desde el punto de vista de la integración latinoamericana. Entonces sí es importante, y Brasil es un país que mantiene relaciones diplomáticas con Cuba desde nuestra Antigua República”, recuerda Wagner Iglecias, profesor de la Facultad de Artes, Ciencias y Humanidades de la USP.

Wagner Iglesias – Foto: ALESP

Lula es un ferviente admirador de Cuba y defiende el modelo económico socialista del país, al tiempo que predica la integración económica en América Latina. Durante su viaje a Argentina a principios de este año, pidió «cariño» de Cuba y criticó el embargo impuesto por Estados Unidos al país insular hace más de 60 años. Durante una reunión con Biden el mes pasado, Lula llamó a revisar la relación del país estadounidense con Cuba.

Se observaron algunos avances en las relaciones entre Estados Unidos y Cuba bajo la administración de Barack Obama, sin embargo, Trump decidió, poco antes de dejar el cargo, volver a colocar al país en la lista de «patrocinadores del terrorismo». Continúa hasta el día de hoy en este cargo.

Relaciones históricas y simbolismo.

“El panorama de las relaciones Brasil-Cuba estuvo muy marcado por el período de la Guerra Fría, por lo que en el golpe militar de 1964, el presidente Castelo Branco rompió las relaciones diplomáticas con Cuba, que se reanudaron en 1986 con el presidente Sarney, ya en proceso de redemocratización. «, dice Ribeiro.

Desde entonces, las relaciones con Cuba nunca se han vuelto a romper realmente. En ese momento, sin embargo, un acercamiento entre los dos países significaría mucho más que relaciones diplomáticas. De acuerdo con la valoración del profesor, “en el caso de la izquierda latinoamericana, Cuba sin duda ha sido siempre un símbolo de suma importancia en cuanto a la lucha antiimperialista, una bandera que siempre ha sido muy común a los partidos de izquierda en América Latina”. America. América: autonomía en política exterior y sentimiento predominantemente antiamericano”.

También dice que este acercamiento puede consolidar la posición de Brasil como líder regional, además de “servir como plataforma para negociar mejores resultados con Estados Unidos”. Lula siempre apostó, desde sus días de sindicalista, por esa integración. No sé si la integración [naquela época] de los países, pero al menos la integración de la izquierda y, llegado a la presidencia, podría apostar por la integración de los países, de los Estados. Creo que hay una posibilidad de que avancemos en esa dirección”, agrega Iglecias.

oposición brasileña

No todo es flor. Por mucho que un acercamiento entre Brasil y el país socialista sea querido por el presidente Lula, todavía es considerado por una gran parte de la población como inalcanzable. Esta relación es uno de los puntos de mayor oposición entre los no adherentes al régimen cubano. “La derecha brasileña siempre estará en contra de estrechar relaciones con el régimen socialista. De todos modos y especialmente aquí, en el caso de nuestra región del mundo con el régimen cubano, siempre estará en contra”, explica Iglecias.

Mucho de eso se deriva de los acontecimientos de otros gobiernos del PT, en los que se hicieron inversiones, a través del BNDES, en Cuba. Uno de ellos es la construcción del Puerto de Mariel, que se vio beneficiado con una inversión de más de $ 638 millones, del grupo Odebrecht, involucrada en la operación Lava Jato. En 2018 Cuba entró en default y hasta la fecha el país no ha pagado la totalidad de sus deudas.

Rafael Antonio Duarte Villa – Foto: Cecília Bastos/USP Images

“No me extrañaría que Brasil retomara, bajo el gobierno de Lula, algún tipo de proyecto para financiar algún tipo de obra en Cuba. Sin embargo, ya no será el mismo modelo que entonces. La oposición presente en el Congreso Nacional pondrá condiciones que aseguren que cualquier tipo de inversión en el exterior se haga bajo otras condiciones”, explica el profesor de la EACH.

Misma preocupación frente al programa Mais Médicos, que se reanudará y deberá abrir convocatorias públicas en los próximos meses. En el pasado, el programa contrató a varios médicos cubanos e indirectamente financió al gobierno cubano. Más de la mitad de los salarios de estos médicos iban al estado. Se ha convertido en uno de los temas más discutidos durante las elecciones presidenciales.

“Este programa es muy bien aceptado por los sectores más pobres y las clases medias bajas”, dice Rafael Antonio Duarte Villa, profesor del Instituto de Relaciones Internacionales y del Departamento de Ciencia Política de la USP. Según su valoración, «el problema fundamental de este programa como forma de apoyo social ha sido la posición de las sociedades médicas y asociaciones médicas brasileñas, que han leído este programa de forma muy ideológica».

A Nueva versión del programa ya está en vigor. La promesa del presidente es priorizar la contratación de médicos brasileños. «En ese momentoment, se hace énfasis en la presencia de médicos brasileños en Mais Médicos, un incentivo para los profesionales de nuestro país. Si no hay cantidad, tendremos la opción de médicos brasileños formados en el exterior. Y si todavía no tenemos los profesionales, optaremos por médicos extranjeros”, dijo Lula al lanzar el programa el día 20.


Revista USP en vivo
El Jornal da USP no Ar es una colaboración entre Rádio USP y la Escuela Politécnica y el Instituto de Estudios Avanzados. Noal aire, en la Rede USP de Rádio, de lunes a viernes: 1ª edición de 7:30 a 9:00, con presentación de Roxane Ré, y otras ediciones a las 14:00, 15:00 y 4: 45 a. m. En Ribeirão Preto, la edición regional se transmitirá de 12:00 a 12:30, con presentaciones de Mel Vieira y Ferraz Junior. Puede sintonizar la Rádio USP en São Paulo FM 93.7, en Ribeirão Preto FM 107.9, en Internet en www.jornal.usp.br o a través de la aplicación Jornal da USP en su teléfono móvil.